• de
  • fr
  • en

Haciendo Negocios en China

Share This Post
Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter

Por Wei Hsu, Director General de INS Global

La idea de querer implantarse en China es el sueño de un hombre de negocios. El mercado de consumo interno tiene un potencial ilimitado a medida que los salarios aumentan y los consumidores chinos tienen más ingresos disponibles para comprar artículos de consumo como teléfonos inteligentes, computadores, automóviles y otros bienes deseados. El coste de la mano de obra es relativamente barato, aunque en los últimos quince años ha experimentado un cambio significativo, ya que, según algunas estimaciones conservadoras, se ha triplicado en todo el espectro económico y aumentado mucho más la mano de obra de alta tecnología extremadamente competitiva.
Sin embargo, una vez superada la euforia inicial, los negocios siguen siendo negocios, y es necesario realizar ciertas gestiones para decidir si establecer un negocio en China es lo más adecuado para su empresa. Considere estos tres factores importantes al más alto nivel. Si usted supera estas barreras con un resultado positivo, entonces estará garantizado profundizar más, aunque sea un camino difícil de seguir.

Leyes y Regulaciones Comerciales Chinas

La integración del comercio internacional en la cultura china todavía está en proceso de maduración. Los chinos tratan de proteger a las empresas de origen chino, mientras siguen alentando a las empresas extranjeras a que se establezcan en China con la idea de lograr que las empresas de propiedad china estén en contacto con la tecnología y las prácticas comerciales occidentales. La República Popular China (PRC, por sus siglas en inglés) como entidad política quiere tener un control positivo sobre todo lo que ocurre dentro de sus fronteras. Por lo tanto, las regulaciones comerciales son dinámicas y generalizadas. Esto se debe a que los chinos emplean el razonamiento abductivo como base de sus actividades, mientras que las culturas occidentales emplean el razonamiento deductivo en la mayoría de sus actividades comerciales.

Las diferencias son sutiles pero poderosas y explican por qué la ley china cambia tan a menudo. Según Wikipedia, “El razonamiento inductivo (también llamado abducción, inferencia inductiva o retroducción) es un tipo de razonamiento que parte de la observación y llega a una hipótesis que explica dicha observación, tratando idealmente de hallar la explicación más simple y probable. En el razonamiento abductivo, a diferencia del razonamiento deductivo, las premisas no garantizan la conclusión». Así, al observar los negocios occidentales e internacionales en acción, ajustan continuamente sus regulaciones comerciales para ejercer un mayor control sobre el proceso.

Por lo tanto, como empresa de propiedad extranjera que desea entrar en el mercado chino, debe estudiar y comprender la actual ley comercial china, aprender de ella desde el punto de vista del razonamiento abductivo y anticipar cuál será la próxima iteración de esas leyes a corto y largo plazo. ¿Seguirán siendo idóneas estas leyes para la supervivencia y el crecimiento de su empresa? No es una tarea sencilla y va en contra de la naturaleza de la lógica deductiva de las culturas occidentales.
Desde el punto de vista de la propiedad totalmente extranjera, puede que no se le requiera asociarse a inversores y sociedades comerciales chinas, pero tendrá que integrarse en la cultura china, lo cual requerirá algunas alianzas de consultoría empresarial nativas chinas.

Consolidación de Empresas en China

La solidez financiera y la confianza de los consumidores que gozan las empresas nacionales chinas lo convierten en un mercado competitivo muy difícil. ¿Su producto ofrece algo realmente único y diferenciado de los demás competidores del mercado? El campo de batalla de la competencia china está lleno de corporaciones internacionales que han ido y venido de China.

La dificultad para hacer negocios en China y el consecuente aumento de la inversión necesaria ha hecho que las empresas estadounidenses se instalen en China. Según Siva Yam, de la Cámara de Comercio Chino-Estadounidense con sede en Chicago, “Hemos visto a muchas empresas estadounidenses en dificultades [con] sus operaciones en China», dijo Siva Yam, presidente de la Cámara de Comercio Chino-Estadounidense con sede en Chicago el 8 de diciembre de 2016. «El mercado es mucho más maduro. Hemos visto una caída significativa de las empresas estadounidenses que van a China. Por el contrario, están regresando aquí.” La lección aprendida es realizar un riguroso y exhaustivo análisis de la viabilidad de ser competitivo en el mercado chino antes de entrar en la contienda.

Aplicación China

Aquí es donde las cosas se vuelven fascinantes y atrayentes. Es una cuestión de marketing y un análisis de cómo llegar a las masas chinas si la integración local y la venta de servicios y productos son la razón por la que está creando una WFOE. Se deben utilizar los equivalentes chinos de servicios como Google, Facebook, y otros recursos de Internet para llegar al mercado chino ya que estos servicios se encuentran bloqueados en China. Existen alternativas VPN, pero son irregulares y frecuentemente rastreadas y bloqueadas por el gobierno chino. Asimismo, las masas chinas no usan VPN. Se debe integrar a través de servicios como Baidu, Alipay y WeChat, sobre los que el gobierno chino tiene gran influencia.

Lo único que le permitirá conseguir la creación de una WFOE en China manteniendo intacta su cordura es prepararse para el ejercicio a fondo, ser paciente y respetuoso con las autoridades chinas tanto nacionales como locales y, sobre todo, seguir el estado de derecho en China. Su representante legal chino puede ser su mejor amigo si usted respeta su valor y conocimiento y pone todo su empeño guanxi en el desarrollo de una relación duradera para ayudarle a superar los obstáculos de la WFOE.

Share This Post
Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter

Content